Espacio A Quemarropa


Para que veais que la Semana también tiene su lado más agradable aquí os cuelgo una foto de las chicas del espacio A Quemarropa, la nueva carpa que viene a complementar la ya tradicional de Encuentros, que empezaba a quedarse pequeña ante el cada vez mayor número de actividades culturales que se celebran durante el certamen.
Angel se estrujó el cerebro a fondo para darle a la nueva carpa un aire diferente al de su hermana mayor, optando por un estilo más elegante y recogido. Así, el suelo es de moqueta roja en vez de tarima. Las paredes se decoraron con ejemplares antiguos plastificados del A Quemarropa, el diario oficial de la Semana. El mobiliario nos fue generosamente cedido por IKEA (el viaje que Angel y un servidor hicimos hasta el centro para encargarlo fue toda una aventura en si misma que espero narrar algún día), y por detrás del sofa de invitados hay una gran pantalla en la que se realizan proyecciones, durante las entrevistas o en los - breves - ratos muertos entre acto y acto.
Para atender el lugar se organizó el habitual equipo de testaferros, pero conscientes las altas esferas de que sujetos patibularios semejantes apenas atraerian a las masas se reclutó a Aida, Andrea y Bea para funciones tan variadas como atender la barra, vender libros, las camisetas oficiales de la Semana, y un largo etcétera de actividades, en las que las chicas han demostrado tal competencia que nos consta que otros departamentos de la Semana se las rifan, pero nosotros las vimos primero.
Hasta la fecha en el espacio AQ se han celebrado más de una veintena de presentaciones de autores y sus obras (con la consiguiente firma de ejemplares) amén del estreno de la película que el cineasta Javier Medina ha realizado en homenaje a la Semana (tras el cual se regalaron ejemplares del DVD firmados y numerados por el autor) y un recital de poesia a cargo del crítico Jesús Cuadrado. La idea del espacio AQ funciona, y aun queda mucha Semana por delante.

Comentarios